lunes, 13 de octubre de 2008

Con intimidación

La alegría que se roba
se le escurre al ladrón entre los dedos.
Languidece y quema
y no puede arraigar.
Agujerea
el corazón del pájaro
y el del triste
que se consolaba con su trino.
-------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------
Escribo muy poco. A mi pesar. Porque me sigue gustando. Hay poemas aletargados, y despiertan algunos versos con algo que os leo, o con una pregunta, que se queda en la cabeza. Esta vez, me dio pie Roberto, con el poema Deshoras. A partir de mañana, vuelve el Taller los martes. Ya colgaré los deberes ;)

9 comentarios:

Cable Hogue dijo...

Bien por lo del taller, si eso significa que cosas como la de hoy aparecerán más a menudo por aquí :)

Yo empiezo el miércoles a un taller, no sé con qué me voy a encontrar, espero que esté bien.

Kaos Baggins dijo...

al igual que el papel, las risas y los versos tambien es bueno reciclarlas

las risas que vemos o recordamos nos pueden hacer recordar
los versos que leemos, aunque se a veces se escurran, al final pueden flocerer en el suelo

de ambos, de risas y sueños esta el mundo necesitado, reciclemos

koldo dijo...

estoy por pedir unas horas en el trabajo para irme al taller!!
un abrazo

Chucho dijo...

Otoñal y por lo tanto triste pero, quizás, sabio.
Me recuerda al refrán de "quien a buen arbol se arrima...", y si lo arrancan muere y ni sombra, ni frutos, ni pájaros, ni flores.

La cónica dijo...

Koldo, pide esas horas si puedes... Risas, ambiente acogedor, juegos de palabras, poemas y relatos que van saliendo sin agobios, que despiertan con tanto ejercicio, ya sabes. La ambulancia de las 19:30 no pasó. Nos preocupa el conductor. Igual lo han prejubilado.

Cable Hogue, disfruta el taller. Espero que le saques mucho partido. Me alegraría yo de escucharte en el mío.

Kaos, reciclemos. Me gusta lo que dices, y pienso reciclar esas frases que has dejado colgando en el blog, no creas que me he olvidado.

Chucho, es una desolación completa, arrancar el árbol. Yo transplanto el poema desde un esqueje, sin ninguna convicción. Tú al leerlo haces que agarre algo mejor. Gracias.

una vida lo que un sol dijo...

No sé, La cónica, yo creo que la alegría se puede dar, no robar
si se roba deja de ser alegría, es otra cosa, creo...

Un besoooo!

Mijel... dijo...

Si bien todo se transforma
la alegría puede
dejar de ser
para ser ya la sombra
que enlutece los abrazos.

Sobre lo del corazón,
todos tienen agujeros
negros.

Roberto dijo...

Heromos poema Cónica...para mi es un placer incitarte a escribir...

ya nos contaremos lo del taller, seguro que gente interesante hay a patadas!

muchos besos desde barcelona

La cónica dijo...

Poemas despiertan poemas, Roberto. Barcelona te ha sentado muy bien.